En familia en el Parador de Gredos

Estos días hemos pasado un fin de semana en familia en el Parador Nacional de Gredos. La verdad es que ha sido una experiencia genial que esperamos poder repetir pronto.

El Parador de Gredos fue el primero que se construyó.

Los niños disfrutaron a lo grande en el Parador de Gredos.

El Parador de Gredos fue el primero que se inauguró. Lo hizo el Rey Alfonso XIII en 1928. Así que a la belleza del edificio y del paraje en el que se encuentra (junto al pinar de Navarredonda de Gredos) hay que sumar además, como encanto, la mucha historia que encierra entre sus muros.

Si habéis hecho uso alguna vez de algún Parador en España poco más os vamos a  decir de su genial servicio. El trato, excelente, con todos sus trabajadores pendientes de que te encuentres como en casa. La comida, riquísima. Y las habitaciones, aunque quizá más pequeñas que las de otros Paradores, con todos los detalles.

Nosotros llegamos el sábado por la mañana y después de realizar la ruta de la Senda del Pinar de Navarredonda, un paseo que os recomendamos sin lugar a dudas, nos dedicamos a investigar el edificio del Parador con las niñas y con todos sus primos, que en esta ocasión se unieron a nuestro plan.

El Parador de Gredos se encuentra en Navarredonda.

El Salón de los Ponentes, historia viva en el Parador de Gredos.

SALÓN DE LOS PONENTES

Después de enseñarles el Salón de los Ponentes, en el que se reunieron en el año 1978 los ponentes de la Constitución Española para estudiar las más de mil enmiendas que se presentaron al borrador del texto, subimos con ellas a la Terraza de la Mira, un mirador privilegiado sobre la Sierra de Gredos en el que se puede descansar, tomar el sol y jugar sin problema. Nosotros hemos ido fuera de temporada de nieve, pero sabemos de buena tinta que si las vistas son preciosas en esta época del año, en invierno, con toda la sierra de Gredos nevada, son sencillamente espectaculares.

Las vistas desde esta terraza son espectaculares.

La terraza de la Mira es uno de los rincones más especiales del Parador de Gredos.

Columpios del Parador de Gredos, en Ávila.

Desde la terraza de la cafetería se contemplan los columpios.

Un piso más abajo de este privilegiado mirador, el Parador cuenta con una segunda terraza, más pequeña pero también con mucho encanto, y en la que, además, te puedes tomar las consumiciones que pidas en la cafetería.

PARQUE DE JUEGOS

Desde la terraza se contempla el parque de juegos infantil, otro plus para acudir al Parador de Gredos acompañados de los peques.

Aunque os voy a confesar que más que en el parque, nuestras peques y sus primos jugaron sobre todo en el salón de juegos del Parador, ubicado en la planta baja que es ideal para los días de invierno. Billar español y americano, futbolín, tenis de mesa, puzles, plastilina, cacharritos, cuentos… No falta de nada en una sala a la que se le saca mucho jugo y que nosotros disfrutamos un montón.

Los niños no querían salir del salón de juegos del Parador Nacional de Gredos.

El salón de juegos, todo un plus del Parador de Gredos.

De hecho, disfrutaron el salón de juegos casi tanto como el desayuno del domingo. Todo un lujo que nuestros peques (ocho niños de tres a doce años de edad) supieron aprovechar al máximo, ja,ja

ALGUNOS ASPECTOS PRÁCTICOS

No querría acabar este post sin dejaros unos pequeños aspectos prácticos respecto al Parador Nacional de Gredos:

Se encuentra ubicado en la carretera AV-941, concretamente en el kilómetro 10. Corresponde al término municipal de Navarredonda de Gredos, un precioso pueblo situado a sólo tres kilómetros.

Llegar es bastante sencillo. No tiene pérdida porque se encuentra en la misma carretera.

Tiene aparcamiento gratuito.

Las camas supletorias de los niños no tienen un coste añadido. Nosotros estuvimos los cuatro en una habitación doble.

Desde el Parador tenéis infinitas excursiones. En sólo unos minutos de coche os plantáis en Hoyos del Espino, la Plataforma de Gredos, la Casa del Parque ‘Pinos Cimeros’, el Puerto del Pico o Cuevas del Valle, por poner sólo unos ejemplos.

Os recomendamos haceros ‘Amigos de Paradores’, una tarjeta que no tiene ningún coste y que os permitirá ir acumulando puntos para obtener estancias o comidas gratuitas. Además, sólo por el hecho de ser ‘Amigos de Paradores’ os invitan a una consumición a todos. ¡A nuestras peques les encantó disfrutar de su refresco en la terraza del Parador!

excursiones en ávila con niños
Parador Nacional de Gredos.

Vistas desde la terraza del Parador de Gredos.

Más planes con niños en Ávila

 

Los comentarios están cerrados.

  • Para hacer Turismo en Ávila

    Visitar Ávila con Niños
  • Ver más Excursiones en Ávila

    Excursiones en Ávila con niños